Madre e hijo mueren calcinados en Oaxaca tras encender un anafre para combatir el frío

Guillermina de 80 años y su hijo Guillermo de 40 quienes vivían en una casa de láminas querían calmar un poco el frío que rige en la entidad, sin embargo, el anafre hizo que el domicilio quedara envuelto en llamas.

La madrugada de ese martes fueron localizados los cuerpos calcinados de dos personas dentro de un domicilio en la comunidad rural de Yegoseve, en Ejutla de Crespo, en la región de los Valles Centrales, Oaxaca.

La víctimas fueron identificadas como Guillermina e Isidro, madre e hijo, de 80 y 40 años de edad quienes aparentemente habrían tratado de mitigar el frío que se ha presentado en los últimos días, encendieron un anafre, sin embargo, las láminas de su vivienda comenzaron a incendiarse envolviendo a ambos en el fuego.

Al sitio llegaron peritos de la Fiscalía General del Estado quienes realizaron el levantamiento de los cuerpos para iniciaras con las diligencias correspondientes.